Esta iniciativa, que Assiteca lleva a cabo en Italia desde el 2010, se basa en la realización de una encuesta, que se elabora con el apoyo de un acreditado Comité Técnico Científico, y mide el grado de preparación de las empresas italianas en la gestión del riesgo.
La capacidad para asumir y saber gestionar los riesgos ha sido siempre la esencia fundamental de la actividad empresarial y una labor irrenunciable de la dirección de la empresa. Hasta hace unos años, la gestión estaba concentrada en unas pocas áreas especializadas.

Hoy en día, las empresas tienen que dedicar una mayor atención a los riesgos en los que incurre su negocio para seguir siendo competitivos en un contexto económico y financiero cada vez más turbulento y complejo. De ello se deriva el actual reconocimiento de la gestión del riesgo como proceso para apoyar e integrar otros procesos de la empresa, gestionar de manera continua e implantar a través de soluciones organizativas reconocidas y compartidas por toda la organización.

La gestión de riesgos – comenta Luciano Lucca, Presidente y Consejero Delegado del Grupo Assitecaes ya una actividad crucial para todas las organizaciones, independientemente de sus dimensiones. El Grupo Assiteca opera en Italia desde hace más de 30 años y desde su constitución se ha comprometido en la divulgación de la cultura del seguro en el mundo empresarial. Hoy, a través de este reconocimiento, queremos premiar a las empresas más sensibilizadas con estas problemáticas y dar voz a las “mejores prácticas” en nuestro País”.

“En el contexto actual – declara Luigi Selleri, Profesor de Economía y Management en las Empresas de Seguros de la Universidad Católica de Milán – las corredurías de seguros desarrollan un papel muy importante. De hecho, son capaces de captar rápidamente los cambios en las necesidades de los clientes y de trasladar las mismas a las compañías de seguros. Corresponderá a las aseguradoras analizarlas y poner en marcha proyectos de investigación y desarrollo para innovar en productos y en procesos. En esta línea – concluye Selleri – la correduría es un importante e insustituible agente de cambio en el mercado asegurador, e iniciativas, como este premio, adquieren un valor absolutamente positivo”.